Hablemos de Mosqueros. Salvador. El pescador.

En nuestra provincia existen pescadores de vasta experiencia. Refiriéndonos principalmente a los ambitos recorridos, botas gastadas por los ríos, a sus charlas y la particular forma de compartir con todos sus experiencias.

Juan Carlos Salvador es un personaje singular. Tiene ese mágico halo de los experimentados pescadores. De adustas facciones y presencia significativa, su sencilles y humildad le otorgan ese don de gentes, tan importante en los referentes del fly fishing. En esta nota contenemos la escencia de sus comienzos, sus pensamientos y preeferencias.

Nació en Mendoza, en Octubre de 1.951. Ya a los veinte años comenzo las pimeras practicas como pescador con moscau . Su vasta experiencia como pescador, comienza haya , en los primeros pasos de esta actividad en la provincia.

Corrian los setenta. San Martin de los Andes, Lago Espejo Chico, su ferreteria hacia impactos torpes sobre la tension del agua, claro la presicion estaba ausente. Dificil la mision del joven que intentaba a chicotazos posicionar el metalico en el pozon enramado, qu ese hallaba a quince metros. Desde el verdor de las sombras y luces del dia, aparece una figura desconocida pero emblematica en su vida...un fly fisher desconocido. Este lo observa, lo mira ...lo contempla. Ahi cuando Juan Carlos habia bajado la intencidad del ataque y con su brazos cansados se sienta a descanzar, el mosquero enigmatico le pregunta: -No le tiras mas?- . El joven Juan Carlos respondio con su cabeza en negativo. Desde ahi, donde el mosquero estaba con un despliegue elegante de movimientos ubico el sutil artificio el el pozon a cico cm de la costa, explotando bajo el agua una Marrón de 5,5 kg. La fascinacion invadió en ese momento al joven y acompaña al pescador unos kilometros mas. Los que aun Juan Carlos sigue recorriendo con el espíritu de su impulsor. Sus ojos se pierden por un instante en el recuerdo y sonríe.


-¿ Como era la Pesca con mosca en los Años 70? Era para autodidactas, para personas de convicción. Había que vencer la facilidad de la cuchara y ponerse a pescar con mosca que, en la mayoría de los casos los resultados se postergaban por meses y meses. No existia la informacion actual. Después de esta experiencia en Junín de los Andes, comence a salir con mi equipo de spinning y mi equipo de mosca. Cuando me cansaba de la dificil y nueva practica tomaba el hierro. Era mi epoca de transicion.
Jamas voy a olvidar ese dia definitivo para mi en el Arroyo El Yaucha... -nuevamente su cara y su vista se sumergen en el recuerdo- , su encuentro con Benito Perez. El Benito humilde, de gigante corazon que bajaba por el rio reviso sus "plumeros" atados con pelos y plumas caseras, le muestra las suyas y le brinda desinteresadamente sus experiencias en el curso. La infinita paciencia de Benito lo deslumbro nuevamente y desde ese dia sus ferreteriles artilujios decansan en Rio Gallegos.
Mi reel compañero de aventuras en aquellos dias era un Flugger Medalist.
Tambien jamas voy a olvidar a los que junto a Benito me acompañaron y de distintas maneras me convirtieron en el pescador actual. Recuerdo açespecialmente Hernan López Vernengo y a Don Juan Modreju.
En aquellos dias el flyfisher era el dios de la pesca, un mito en vida, una elite; hoy no es así.


_¿Que es la pesca con mosca en su vida? Es un estilo de vida. Tu vida y tus formas, le dan valor a cosas como la naturaleza, el ambiente, pasando la captura a segundo plano...ya no es importante. Lo importante el todo .


-¿En que ha cambiado la pesca con mosca? La pesca con mosca no ha cambiado en su escencia. Lo que ha cambiado es el acceso al conocimiento , a los medios, a los materiales, y la capacidad de transmicion de las personas que practican esto.

-¿Que es una Trucha para vos? Un regalo de Dios.

-¿Devolucion o sacrificio? Depende, hay lugares en que la devolucion es necesaria y otros es necesario el sacrificio. Deberoa tenderse a mantener un equilibrio.

-¿Un mentor local?
Indudablemente Benito Perez.

_ ¿ Un referente mundial?
Mel...

- Siembra de Truchas o produccion de nativos?
De nativos indudablemente. Repoblar de alimento ambientes como el Rio Blanco de mi niñez resultaria indefectiblemente en capturas mayores y mas frecuentes. Pienso en bagres otunos, cangrejos principalmente.

- ¿Tu caña preferida? Una # 3 ideal y versatil. Tuve la primera Orvis # 3 de 7 1/2 pies, un placer .

-¿ Atas? Desde hace muchos años, desde el comienzo de mi pasion me acompaña el atado. Creo que en la pesca primeramente debes manejar l equipo , luego atar moscas y finalmete aprender entomologia.
Mis moscas hoy poseen un detalle de fabricacion , un sello particular, son resistentes, eficaces y sobretodo pequeñas. Aporté patrones para la Fuzzy Huasi con pelo de Lobo Marino

-¿Tu agua predilecta ? El río . Te sorprende día a día , hora a hora... su vida.

-¿Tu trucha? Todas y cada una de ellas. La potencia de la marrón, las acrobacias de la Arco Iris, los espasmos de la Fontinalis.

Finalmente Juan Carlos ....

- ¿Que buscas en el rio? En el rio busco paz, me busco a mi mismo. Quizás... este buscando a Dios. Lo cierto es que cada vez que voy al río... vuelve otra persona.
END

Autor: Jorge Aguilar Rech
Serie: Hablemos de mosqueros.

Yo... Trucha Marrón

Un excelente relato en primera persona, a modo de ensayo. Su autor es Rodrigo Saelzer, un pescador con mosca de trayectoria del país trasandino.


Los primeros rayos de sol, filtrados por densas nubes de neblina, penetran oblicuos en el agua, delimitando los contornos de mi pozón favorito. Troncos entrelazados, hundidos a lo largo del gran bloque de agua, apenas tocan la pared de tierra contenida por raíces de sedientos tineos y tepúes. Algunos segmentos verticales de la muralla están cubiertos por una mullida capa de musgo. Saturado de agua y vida. Durante días cálidos, puedo estar durante horas mirando a través de la ventana de agua cristalina; suspendida por el movimiento alternado de mis aletas pectorales, sin derrochar un ápice de energía.

Espero la eclosión de insectos que la temperatura hace intuir. Lentamente, las larvas comienzan su viaje desde el fondo del río hacia el sol. La mayoría emerge cerca de mi escondite, un codo con una suave corriente circular, sombreado por una rama de coihue. Mi río no tiene gran cantidad de insectos, pero los que hay son grandes y proteicos, incluso para mi talla.

De pronto, mi visión se llena de buen alimento, emergiendo frente a mí en secuencias pequeñas pero constantes. No necesito dar golpes de aleta para atraparlos, basta con abrir mi boca y succionar. Muchos insectos llegan a la superficie, tratando de romper la tensión de la ultima capa. Mientras luchan por llegar al sol que seca sus torpes alas, veo como veloces brillos plata los atrapan frenéticamente, para volver raudos a aguas poco profundas. Saben que estoy aquí. La luz es fuerte y veo los brillos del musgo a mi lado. Como recortados sobre el fondo verde brillante, algunos insectos que han escapado trepan por la pared. Lentamente, me acerco y compruebo que están a mi alcance. Mi aleta caudal me impulsa lo suficiente para que parte de mi cabeza salga del agua. Muerdo el musgo con cuidado, pero al volver al agua, solo siento briznas verdes enredadas en mis dientes. No me alimento sobre la superficie con frecuencia, y no calculo las distancias con total exactitud. Lo que he comido hasta ahora me permite repetir mi intento. La recompensa es algo más duro y jugoso que mi comida habitual. Creo que emite un sonido fuerte y vino de la tierra. A veces, lo escucho por las noches, cuando descanso sobre el fondo de piedra y arena.

La cantidad de insectos es mínima, ahora. Percibo un cambio en la corriente y el agua ha variado, de alguna forma. Es la marea que baja. Tiene un claro efecto en el río. Y sé cómo usarlo en mi favor. En condiciones normales, nado hacia la boca del río, siguiendo el bloque de agua salada que se retrae. He aprendido a soportar esa agua densa. Si la bebo, mi cuerpo se mantiene fuerte. La comida cerca del mar es abundante. Sin ella, no consigo dominar mi territorio río arriba. Siempre encuentro nuevos ocupantes a mi regreso, y necesito fuerza para expulsarlos.



Hoy es un día diferente, los sensores sobre mis líneas laterales indican un cambio en el clima. Tengo una buena reserva de energía para un par de días. No me muevo de aquí. Durante la oscuridad, las nubes se movieron rápido, hasta cubrirlo todo. Otro río cayó sobre el mío. Pasa con frecuencia. Las piedras pequeñas del fondo comienzan a rodar y el color del agua se oscurece. En pocas horas, todo el musgo de la pared esta sumergido, y la fuerza del agua crece a cada momento. Decido nadar corriente abajo, para buscar calma y alimento en la pequeña bahía cerca del final del río. Con el movimiento de mis aletas corrijo mi posición, mientras la corriente me impulsa ferozmente.


Pronto, me encuentro en la boca del río. Mucho alimento duro cubre las rocas y los troncos. Entre ellos, puedo ver espacios de agua poco profundos. Desvío mi curso para descansar, y al acercarme al remanso, freno con fuerza. Está repleto de peces de mar, alargados y brillantes, nadando en grupo. Cubro mi silueta con la sombra de un tronco, y cargo con un movimiento explosivo, cuidando de no perder escamas contra el fondo cubierto por afiladas conchas. El grupo de peces se abre hacia los lados, saltando fuera del agua para ganar velocidad. Sigo al grupo más grande, y mi lomo rompe la superficie. Abro mi boca y succiono al máximo. Carne blanda se retuerce en el extremo de mi mandíbula. Trago y vuelvo a atacar. El cardumen logra alcanzar aguas aun más bajas usando pequeños canales. Ya no puedo alcanzarlos. El mayor volumen de carne se siente bien y decido descansar.

El agua del cielo hace mas fácil nadar en la bahía. Ya no hay tanta salinidad, y las grandes aguas del río se perciben como suaves ondas. Raíces sumergidas frente a mí son un buen lugar de descanso. Mientras trago los restos de carne y escamas, emigro hacia la orilla. De pronto, siento un extraño golpe de agua en movimiento. Trato de llegar a las raíces, pero una presión insoportable me impide nadar, necesito oxígeno. Al abrir mi boca, siento un hilo de sangre que sale por mis agallas. Algo me sacude con fuerza. Entre burbujas, veo un animal extraño. Un animal de tierra, pero con aletas. Otros lo rodean. El más grande se acerca con rapidez, y golpea con su enorme cabeza al que me tiene en su boca. Por un segundo, estoy libre. Entre mis escamas, nado hacia el agua oscura del fondo, y me escondo bajo una roca. Mi cuerpo está tenso, pero puedo notar el terrible daño. Es difícil mantener mi posición normal. Mi cuerpo se va hacia un lado. Me acerco más hacia la parte más estrecha de la roca, para descansar mientras las paredes sujetan mi cuerpo. A esta profundidad, la sal es un buen problema. Cuando recupere algo de fuerza debo salir de aquí.

Han pasado dos horas. No hay sangre en mis agallas. Necesito volver al río y que el agua dulce lave mi cuerpo. Percibo un cambio en el agua; es la marea que empieza a subir. Al salir de entre las rocas siento un dolor nuevo e intenso. Pero dejo que mi olfato me guíe hacia el agua dulce. La presencia del agua fresca permite respirar mejor. No tengo energía para remontar aguas hasta mi territorio, pero puedo ver pequeñas islas de tierra blanda cubiertas por plantas simples. Bajo el agua, forman recodos que ofrecen protección frente a la fuerte corriente. No cae agua del cielo. Mi río debe bajar pronto.

Mientras me acerco a la isla de barro, un grupo de grandes peces color plata nada ordenadamente río arriba. Los vi en años anteriores. No estaban en el río cuando yo era joven. Me sorprende que no me ataquen al verme débil. Creo que están aquí con otro fin. En mi refugio, la corriente no existe, y el oxígeno es bueno. Estoy aquí hace días. No puedo comer, pero mi cuerpo recupera algo de su rigidez. El frío de los últimos días ayuda a pasar el tiempo, concentrado solo en mi respiración.

Es otra mañana, después de varias lunas. Ocasionalmente, suelo tragar insectos que derivan hacia mi boca, pero sólo sirven para no morir. No estoy a salvo en este lugar. Es bajo, y percibo sombras que pasan sobre mi. Uso mi última reserva de energía para volver a mi territorio. En el camino, encuentro caracoles adheridos al fondo y logro tragar los más pequeños. Al sentir las aguas de mi lugar de siempre, mis músculos se activan. Gano profundidad y avanzo entre los troncos. Siento algunos cambios. El más claro, es que peces pequeños se han instalado en el medio del pozón.

Aún con el cuerpo adolorido, quiero mi territorio. Mi agresividad se manifiesta conuna fuerza inesperada. Entro en las aguas medias como el verdadero dueño, y con furia, muerdo a una arcoiris que come desprevenida. Los demás peces huyen río arriba, mientras trago mi presa rápidamente. El ataque del animal grande me enseñó algo. Soy un mejor depredador ahora.



Autor: Rodrigo Saelzer de Rios y Senderos.

Fotos: Paco "Maravillas"y Joaquin de Rios, Truchas y Pesca con Mosca .


Tying Realista.

Un atador realista.Sebastián Pagano, constituye con su trabajo un exponente de esta especial expresión del Tying Argentino.

Aquí presenta en nuestro blog, este coleóptero de de la familia de los escarabajos longicornes (saperda cordarias).

Construída con patas de cobre esculpídas y esmaltadas, bajo abdómen de dubbing de lana natural, exoesqueleto en látex pintado con marcador indeleble.Un obra de exposición.



Autor: Jorge Aguilar Rech.
Atador: Sebastián Pagano.


Laguna Huaraco. La Sinfonía Indomable.


Motivados por un mito... desde el norte de la Patagonia, nos llega un impulso casi ingenuo de volver, a este escenario de gigantes.

La salida fue propuesta por Luis Martineli entre brindis y deseos de buen año. Su llamado a partir...a las 12:00 a.m. del dia jueves 8 de Enero del 2.009. Cuando quice ver mi reloj, estabamos camino a Huaraco, cuatro horas despues.
Viveres para días, ganas para años, ansiedad para 1 km más.

Decir Huaraco es hablar de incognitas. Lo cierto es que este paramo nuequino es un destino muy ríspido y extremo, aunque lleno de satisfacciones.

Hablo de extremo primeramente, por la distancia a recorrer desde Mendoza. Por la Ruta 40 hacia el constante sur; un trayecto de asfalto y consolidado de mas de 475 km, y por lo duro de sus condiciones climáticas.

Agua Amarga de los mapuches, asi lo llamaban; nos sorprendeía por su irritabilidad climática, por su indómito carácter, por lo que albergaba en su vientre de mapuche mujer, por la sinfonía de sus capturas.

Con dirección a Malargüe, al sur de Mendoza; en donde hicimos noche, la ruta se metia bajo la Land Rover indefectiblemente metro a metro. Retomamos la via, el viernes a las 5:00 a.m.


Por el Rio Grande.


Nuestro primer alivio a la ansiedad... el Rio Grande de Malargüe; el cuál, por mas gris que viniera y estar poco favorable para la pesca, no se nos opuso a que le castearamos unas lineas en sus aguadas y brazos. Las líneas fueron a flote y a hundimiento pero la captura estubo ausente. Luego de esquivar mas de veinte picaduras de Tabanos por cientos, continuamos viaje hacia Huaraco, la indomable.

Chos Malal... ella. Nos habre sus puertas con gente amable, hospitalaria y de mirada inquitantemente pacífica. La sangre mapuche se notaba en el claro de sus ojos, en la bondad de su sonrisa amigable.

En este paraje, pudimos obtener el permiso de pesca corespondiente en la Estacion de Servicio YPF del Automovil Club Argentino. Permisos en mano, almuerzo espirituoso y la huella casi borrada que nos llevaria a la laguna.



El camino, es un sendero de huella apenas marcada. Indefectiblemente para todoterrenos. Los cuales deberán metro a metro demostrar preparación, condiciones mecánicas y buena muñeca de los conductores. Las señalizaciones a partir de tomada la huella, son escasas y casi ilegibles. Bastan segurlas atentamente para llegar a tientas.


El camino saturado de polvo por partes, pedregoso por otras... arroyos profundos, vegas interminablemente verdes. Este paisaje lo enmarca un viento permanente. Kilometro a kilometro las lagartijas y lagartos nos seguian los pasos, jugando postas a nuestro paso.

Pasamos las dos lagunas predichas por nuestro abesado experto Luis Gil. La Innombrada y El Corazón... solitarias, distantes y quietas. Alojaban en ellas miles de aves pero truchas aun no.

Cuando la vista se enderaza al camino campero, nos sorprende la gran picada que , marca la diferencia del estar en camino y retornar. La cuesta, es una gran subida de arena y pedregullo floíisimo, con una inclinación de mas de 40º y una extensión en curvas y contracurvas de 370 metros.
Aquí; se supera el escollo natural o se retorna... así lo afirma también el cartel colocado por Recursos Naturales, Direccion de Guardafuanas de Neuquen...exclusivo 4x4. Gracias a Luis y a la Land, superamos este punto. La imagen de la Laguna palpitaba en nuestras pupilas, en nuestra garganta y nos inundaba la ansiedad.

Al notarla a lo lejos, la velocidad aumentaba para llegar. Parecían inerminables los escasos kilómetros restantes. Al llegar una gran suspiro de alivio de los tres, dió por concluida la etapa. Cerrada con un saludo de manos apretadas a Lito Ilustrosa, el guardafauna de turno en el páramo.




El Paisaje.



El paisaje de la laguna es particular. Rodeada de serranías onduladas, verdes y bajas que, a la calma del viento se reflejan en el agua. Inmaterializando el paisaje.
La costa de verdosas de vegas y pastales bajos y duros; entre morenas y detritos volcánicos. Es un cuadro de valle glacial, surcado de pequeñisimos arroyos. El reservorio se alimenta exclusivamente de ellos. El arroyo Huaraco entre ellos, el cual se halla vedado y el Arroyo Tricao Malal que abraza el Cº Polco . Aquí viven Arco Iris de kilo y kilo y medio.
El volcán Tromen ( 4.000 metros), se divisa claramente al Norte . Esto denota el pasado volcánico de la región.

Para el GPS.
El camino es de caracter minero, en muy mal estado. Las huellas por momentos son adivinadas. El GPS resulta necesario. Debe ser cargado con las siguentes cordenadas: 36°48'53.97"S LAtutud y 70°10'38.10"O Longitud.




El ambiente.
Es un páramo que reviste la virginidad del emplazamiento de acceso altamente dificultoso. Sumada a la gestión impetuosa de sus guardafaunas en el control y protección ambiental. La flora esteparia exhibe sus más tíipicos exponentes en tierra. El agua temporalmente colma la plataforma sumergida de la costa con un alga de que florece aeróbicamente cada dos años. Entre ellas ....Scuds, scuds y masas enormes de scuds.



Un detenido y más amplio análisis entomológico del ambiente suministra la existencia de algunos insectos como polillas (spinners), roedores, y mosquitas. También pudimos divisar algunos alevinos en la costa este.

La temperatura promedio de esta época , hablamos de mediados de Enero, es de 22º C, mientras que el agua muestra una temperatura de 18º C.

Lo temperamental de los cambios se deben al viento permanente que tráe al cajón tormentas de lluvia y granizo, en solamente minutos.

El viento rachero por horas corre indistintamente del Norte del Oeste, de Sur a Este... siendo esto un permanente desafío para el casteo y los anclas de los floats y pontoones.





La Laguna.

La pesca comenzo tarde...demasiadas paradas, demasiadas fotos, demasiadas dificultades geomorfológicas, pero ...la ansiedad nos pudo. Entramos a pescar Luis, Germán y yo, con floats y pontoons, a las 20:30 cuando el día caía. Nuetras pataleadas enérgicas nos posicionaban en el medio del lago plagado de olas y fuerte viento del sur.


Pasaban solo unos minutos y, German Gil, con su caña Orvis ClearWather #5 armada con una línea Combo de Hundimiento Total , como líder un tippet de FC 3x de 1,5 m clava una Arco Iris de importantes dimensiones. La pelea era dura ...la corrida anticipaba el tamaño ...el peso y la sanidad de la captura. El angaño ...un streamer de propio atado basado en una Woolly Bugger Rubber Legs ce cuerpo Blanco de Chenille Flash, con cola de Marabú Negro y Rojo, apenas lastrada. Única captura que antelaba nuestro nocturno y cegado retorno.

El merecido asado que regado con un Chardonay atemperado, nos unia en un solo festejo. El de estar... el de llegar y capturar. Las estrellas entre gigantes nubes luminosas se dejaban ver en una noche de silencio. El sueño ganó nuestras almas y acosto a nuestros cansados cuerpos.



Las catorce horas .

Eran las seis de la mañana cuando un caliente café me despertaba. Se hacía tarde exclamaba Germán. Mi razón reía pero mis ansias de estar adentro...ahi...en el lugar justo en el momento indicado me llevaban a ralizar todo lo necesario y urgente para comenzar la jornada. Por más esfuerzos que hiciera en un abrir de ojos Germán estaba en el agua acompañado de Luis.


Siendo el último en entrar al agua, me sorprende el grito de Luis a las 09:45 am. Miro y su caña Orvis Trident #5 armada con una línea de Hundimiento Teeny 130 con un lider cónico 5 pies y un tippet 3x, atada ...una Woolly Bugger Negra y Rojo lastrada.

Me acerco para capturar la imagen...inmortalizar ese momento, percato que la lucha es singular, sin pausa ni tregua; metro ganado y metro perdido. La trucha no le da descanso, sube a la tensión de la superficie y escapa a la seguridad del fondo en forma reiterada y sorprendentemente violenta. Finalmente el copo fue su testigo junto a mi cámara que lo filmaba. Una gran Trucha Arco Iris de 3,200 kg. Luego de segundos fuera , es devuelta al medio acuatico con total exito por Luis.
Una hora mas tarde Luis ubicado en el centro sur del espejo clava otra idéntica. La pelea es corta pero la satisfacción inconmensurable. Mi amigo y compañero tenía la fórmula.... que la compartió en ese momento con Germán y conmigo....estan abajo....abajo.... con Woolly Negra y Roja.
Para ver el video de la captura, hace click: http://www.youtube.com/watch?v=V0SPG139Im4


Así pasaba la mañana de Huaraco entre estrepitosos e irrenunciables gritos de éxtasis mosquero y saltos de gigantes Arco Iris entre los 2,5 y 5,5 kg. Germán y Luis los protagonistas.

Los gritos del almuerzo técnicas, cambiando todo mi arsenal de moscas, revelándome a la fórmula y experimentando. Era inútil. Las Arco Iris respondían indefectiblemente al patron rojo de cola y negro. Respondían al brillo. Respondian a la irritación.

Así... tomé la sábia decisión de responder al llamado de Germán y de mi estómago vacío. Tomándome una sobremesa de atado.


La moscas.

Rápidamente mi morsa y mis heladas manos tomaron la forma. Una Woolly Bugger Negra y cola abundantemente, roja furiosa con flash. Un buen lastre de hilo de plomo; hackle de gallo negro . Combinando color y vibracion montado en un anzuelo #6. Armadas tres moscas me dispuse a navegar nuevamente en el Gunninson Tube.
Marcaban la 16:30 cuando una pequeña Arco Iris me indicaba que el engaño funcionaba. Ella merecía la mencion, por la excelente lucha y saltos que me brindó. Pasaron apenas dos horas de travesía en el espejo. La noche y el cansancio me ganaban.




Las capturas habian disminuido notablemente. Ya de regreso a la costa, desido castear a un lamar ubicado al Sur Oeste de la laguna. Inmediatamente mi caña se arqueó y un salto a los veinte metros de una Arco Iris de 4,500 kg rompió la tranquilidad del retorno. Luis y Germán acudieron a la captura. La misma respondio a la recientemente atada Woolly, atada a un lider 3x cónico de 5 pies y medio, línea de hundimiento medio Combo.
Habían quedado atrás varias capturas menores...habían sido superadas todas aquellasdudas de color y patron, habían sido supe tipeds cortados, ahora las capturas estaban siendo devueltas en timing. La noche nos coronó con un corderito a las brasas que aclimató el éxito de la jornada.

El domingo fue una jornada corta. El temporal amemazaba. Las cañas nos hacian de pararayos de las lejanas tormentas. Alimentándose nuestro historial de anécdotas con cada trueno y lejano destello. A las 11:00 Germán pincha la trucha Arco Iris mas grande de la salida. La exitosa línea de flote Combo sumada a una Wolly Bugger Ruber Legs, color blanca con cola Roja, habia arrojado esta captura. La trucha media 1metro de longitud . Era gorda y sana. Ofreciéndonos un espectáculo de corridas y arquedas.

Para ver el video de la captura, hace click: http://www.youtube.com/watch?v=CuGXfma7hJc




La tormenta se apresuró como nuestras emociones. La lluvia invadió el manto calmo del lago y nos intimó a abandonar la actividad entre los iniciados preparativos del almuerzo. La temperatura comenzaba a descender . El granizo del tamaño de un ciruela nos exigía protección dentro de nuestra carpa. Dos horas de meteoro cerraron por completo nuestros planes de pesca vespertinos e iniciamos los preparativos para el retorno.


Nuestro balance era positivo. La benevolencia de Huaraco se había mostrado a nuestro beneficio.
Todo había salido bien y acorde a lo planificado. Pero nos quedo la sensación de indefención ante ella y sus gigantes arco iris , dado que al pinchar una, se inicia un hermoso y emocionante proseso que resulta ser la captura y posterior devolución.

Es decir... comprendimos en dimensión verdadera que .... desde la lectura del ambiente, la confección o elección del artificio, la forma de trabajo del mismo, la clavada , la captura y la devolución, resultan ser actos... tales como una sinfonía..... cuál emocionante obra maestra de Beethowen, ejecutada en el escenario de la magistral Huaraco. END



Rio Grande. Tierra de Gigantes


Primer día en el Río Grande. Mi vitacora dice 4 de Enero de 2.009. Tierra del Fuego. Para variar nos fue impresioante. No puedo explicarles lo que es tener esos torpedos de 9 kg en la caña.
Esta Brow Trout Plateada, por las aguas del mar, fue capturada con una mosca es una variedad local que se ata, similar a una Hare Hear con Rubber Legs bien lastrada. Línea 300 con caña # 9 de 10 pies . La captura demoro unos 13 minutos de pelea con el gigante. Espero lo disfruten y les estare contando más.





Autor: Diego Gonzalez EL DIEGOTE
desde Rio Grande Tierra del Fuego. Argentina.
Compaginación: Jorge Aguilar Rech

Las Flacas de la Laguna del Diamante.

Esa mañana nuestra mente se hallaba desde las 3:30 am a los 3.330 m.s.n.m.. Ya nuestras almas se hallaban en la Laguna del Diamante, espectantes y ansiosas.

Rumbo al Departamento de San Carlos nos acompañaba un clima fresco. Un viaje corto, y con las demoras del puesto de Recursos Naturales, nos ubica en esta formacion formacion natural que se halla al pie del volcán Maipo (5.467 metros de altura).

El volcán posee una serie de salideras apagadas de lava Una de ellas es el cono que se halla en su costado derecho y, una depresion en el terreno que fue llenada de agua (esta teoria es una de las dos existente con respecto al origen de la laguna. Algunos aseguran que es de origen glaciar y sus bordes son las morenas arrastradas por los glaciares). Ocupando aqui su lugar la laguna.

Nuestra laguna, a algunos enios de la actividad volcanica que la vio nacer, mide unas 1.500 has. de superficie, posee una profundidad maxima de 70 metros en su parte N.O.. El paramo nos muestra capítulos como un libro, en cuanto a todos los suceso geológicos que ocurrieron el la region. Volcanes, aguas subterraneas, glaciares e inundaciones marcaron el rostro de este valle como el tiempo a los viejos.



El valle corresponde a una gran encrucijada glacial notable; mostrándonos como un valle en U, surcada en su lecho por rios y arroyos. Es alimentada por los arroyos Gorro y Paramillo y por aportes subterráneos con orígenes desconocidos (Principalmente entre diciembre y febrero) .Por consecuencia de desborde nace el Río Diamante en un canículo de descarga de 6 Km de ancho .

Comunicado con esta laguna hay una pequeña lagunita llamada Barrosa, que en verano queda totalmente comunicado con ella.

U
na vez que llegamos al paramo, zurcámos el camino escenario de manadas de guanacos y aves slvestres. Luego de pasar por el puesto de de control de RRNN, el puesto Gral. Alvarado, Cruz de Piedra, perteneciente a Gendarmería Nacional, el Cilindro a la margen del Aº Paramillos; comenzamos a analizar y en el camino... rápidamente las condiciones...viento predominante del Oeste, una temperatura ambiente de aproximadamente 25 ºC. El sol penetrante se enmarcaba solamente con algunas nubes de tormenta. La presion atmosférica era baja, contrapuesta a la altura.

Dada la hora de ingreso, cercana a las 10:30 am, y las condiciones del viento que soplaba permanente de Este a Oeste, decidimos pescar la costa Este. Desde el playón, se veía
una inminente costura de lama y algas a unos cincuenta metros de la linea de agua. La superficie del lago estaba encrespado. Recordando lo que Pablo Pérez había escrito , era un sitio muy rendidor, por la cantidad de alimento que este bioma alberga. Ahí flue nuestro despliege principal.



Al medir el agua de la zona, Alejandro Poblete nos marco unos 5º C. La intención inicial del grupo fue flotar. pasando la costura de lamas y pescarlo de adentro pero, el viento y la distancia de nuestra cuerda nos hicieron imposible este plan. Dejamos los float tubes en la playa pedregosa y nos dispusimos a badear. Nos dividimos en dos grupos, para tomar toda la costa del playón en su extensión.

Ariel Barrionuevo, Marcelo Arezzo, Bruno Gómez, Ale Poblete & Bichon Fly Facundo, Liusito MArtinelli y yo, nos posicionamos cada 50 metros a la margen sur del Aº Paramillos. Personalmente me hubique a unos 200 metros al sur del mismo y la franja de pesca compartida con Ariel fue de unos 50 m mas hacia el sur.

Una vez ubicados en el veríl, comenzamos la lectura entomológica obligada. Al buscar insectos, Observamos bastantes Tábanos y Mosquitas por el aire y nuestra piel. Aquí, hallámos un animal que nos intrigó profundamente. Este podría ser una larva pero, también dado su dezplazamineto, tamaño y caracteristicas nos despertaba dudas. Era un anhélido de color rojo furioso que destacaba al tramado de cantos rodados del fondo. Lo cristalino del agua pero la gran rispidad impresa por el viento nos impidió su captura. Podría ser el Tubificid Worm .... un parásito que se aloja en el tracto de las truchas y les produce deformidades, manchas. Si fuese una larva no existirían mayores intrigas.


Comenzamos entonces la jornada con una vara #6, munida de un línea Sinking (IV), de hundimiento medio. La línea era finalizada por un lider conico de 5 1/2 pies, tippet 3x. La mosca inicial, fue una Streamer, Woolly Bugger Olive con cabeza Orange. Los cast al lamar, sin respuestas. El engaño no les interesaba. Cambié por una mosca llamada Wooly Crost, de factura propia que reunía los patrones de color y forma que andaba buscando. Posee la estructura del streamer, con un cuerpo de Chenille Flash y anillos rojos, su cola es Verde Naranja.


Resultado de algunos casteos double houll obligado, más hallá de la línea del lamar.... con un patrón de movilidad muy lento y constante, interrumpido por dos tirones rápidos. Al finalizar este último sacude mi punta una captura.
Una vital pelea de la Fontinalis de 45 cm, de 650 g peso. La satisfacción era doble, una de haber logrado una captura y la mayor... que el patrón que diseñé funcionó enganando o exitando a la trucha.




Pasaron unos minutos y Ariel, es agraciado con su primera... y segunda captura consecutiva. Su caña #5 se arqueaba . Estaba utilizando una Sinking (V), de hundimiento rápido. La línea era finalizada por un líder cónico de 7 1/2 pies, tippet 3x. con mosca Woolly Bugger de color marrón naranja y mucho flash bow. La Fontinalis de Ariel, era un macho, enérgico y vital representando así la captura mayor de la jornada. El peso era de unos 800 gs. El vaciado gástrico de estos especímenes dió como resultado muchisimos de estos animales rojos intensos, y otros e menor grado como avispas y moscas.


Continuaba la tarde y la presión de pesca sobre este playón disminuía lentamente. Muchos se iban a Las Morenas y otros al Río Diamante. Este último fue visitado y pescado por Sebastián Pagano, quien ninfeo las lentas tranquilas aguas del curso obteniendo entre las 30 capturas una Trucha Marrón destacable de 1,500 kg. Evidentemente el río a esta altura del año y sobretodo de las circunstancias puntuales de ese día, resultaba ser mas productivo.



El sol no era notable. Pero mi cara aún no lo comprendía. De pronto Bruno, que venía del Sur, nos muestra un trucha notable por su aspecto. Era una Fontinalis con bastantes manchas en el cuerpo. Era realmente notorio e inevitablemnte nos susurraba la palabra parasitósis. Las manchas le habían decolorado el dorso, se mostraba flaca, muy flaca.
Tome, en esos momentos, la desición de continuar pescando con un cambio de mosca pero, respetando el patrón rojo.

Era la hora de que saliera de mi caja una MatuKa de Abdomen Rojo y Negro con hackle de gallo marrón. El cambio fue agradecido por una Trucha Fontinalis que se resistió bastante a la situación. Una serie de excelentes corridas de izquierda a derecha, de rerecha a izquierda y potentes giros de macho bravo, a la hora de copearla. Se veía sana y con energía suficiente. Sin malformaciones. Su drenage arrojó a este mismo animal fusiforme rojo intenso. Nuestras dudas requería asesoramiento de un biólogo. Dado que este especímen de Fontinalis, no presentaba ninguna sintomatología de parasitósis, pero poseía el tracto repleto de este anhelido.

La tarde nos ganaba, y las hora se ponían serias. La temperatura comenzaba a descender notablemente. El agua... más halla de nuestros waders, de las pieles, se hacía gélida desconectando los sentidos de nuestros pies. El alma creía... nuestra cara tensa y ardida era testigo de todo. Mi pulso aún temblaba, reflejando las luchas de estas flacas enbravecidas. Mi innata curiosidad, contagió a mis amigos .... ¿larva o parasito?. Un cuestión sin respuestas aún pero...prontamente la tendremos.

Al final del dia....corto mi mosca, recogiendo línea. Me lleno el pecho de ese aire ... intentando retenerlo en mí. Mis gafas en mis manos, permitieron a mis ojos irritados, a mi alma regosijada, una vez mas... guardar, para toda la vida este instante. End.

Autor: Jorge Aguilar Rech
Colaboradores: Alejandro Poblete, Luis Martinelli, Marcelo Arezzo, Ariel Barrionuevo, Bruno Gomez y Bichon Fly (guasquedor)Facundo Poblete.
Partcipacion especial: Diego Pagano.







El Running Ascendente.

Termino poco frecuente. Determina cuando la trucha , por distintos factores climáticos, lumínicos y de transparencia del agua, toma la descicion de tomar la mosca y lanzarce en Running Ascendente, es decir tomar el artificio y correr a favor de la línea. Dejandonos sin tension en la misma, lo que en la mayoria de los casos provoca el desprendimiento de la captura. Comienza uno de los desafios mas grandes del pescador con mosca.
Dia Domingo, el ultimo del año 2.008. Aguas del Dique Potrerillos. La lectura de los factores era poco alentadoras. Mucha presion de pesca... gente, musica, ruidos y muchos.....pero muchos floats. El viento soplaba constante desde el N.N.E., la temperatura era calida aproximandose a los 28º C. Dia despejado, de pleno sol. El agua a 22ºC en el tracto superior. Esto indicaria que las A.I. estarian con escasa actividad en el fondo.


Armamos los floats y comenzamos una pequeña travesia a lo largo de la bahia adjunta al porton de RRNN. Trabajamos un pozon de lamas de unos 5000 m2 en distintos puntos. Sin resultados iniciales. Personalmente use una linea Shooting tapers. Con una porcion de 7 metros de línea de hundimiento y una running line de flote WF, sumandole a esto un lider de hundimiento 3x de 5 pies.
Estas líneas están diseñadas para lograr distancias con grandes mosc
as en condiciones difíciles como el viento y logrando grandes profundidades. Sergio Barbera, lo hizo con linea de Hundimiento Fast, con un lider 3x de 5 pies. Alejandro Poblete y Facundo con hundimiento.

Juan Carlos Salvador estaba badeando desde la costa con una sutil caña #3, adhiriendo a la misma linea de profundidad. . Los lanzamiento empezaron a las 16:30 pm. Probamos en las vegataciones hundidas en la linea costera, con Dragon Olive, con Wolly Olive , Wolly Black con Flash Bow. Todas ellas con lastre. Los resultados fueron mordidas fuerte pero las capturas.... ausentes. Cambiamos de estrategia y tomamos el pozon recomendado por Juan Carlos.








Era la hora magica, la indicada y legendaria caída d
el sol. La temperatura del agua habia descendido a los 18 º C. En el dique comienzan a ponerse serias las siluetas pintando los montes de azules frios. El viento deberia haber cesado pero fue la excepcion. El ataque a este pozon de lamas tuvo sus resultados inmediatos. Mi caña se arquea fuertemente y levanto la misma para clavar.... sigo trayendo rapidamente porque no sentia pelea, mi linea floja...sin ningun tipo de tension. Me detengo una milesima de segundo y, me sorprende el estampido. Pienso con la exitacion que solo conocemos los mosqueros: esta clavada !!. Recojo freneticamente . No corre....no pelea.....tengo linea por demas floja.



A unos escasos metros del float , la trucha sintuerea y se libera de la mosca. Sorprendido, reviso mi mosca...una Wolly Bugger color amarillo y oliva, con cola muy corta y cabeza roja. Nos damos cuenta que las truchas estan tomando la mosca y corriendo hacia la superficie. Un running ascendente. Esta actitud de nuestra camarada arco iris, requiere de una tecnica de clavada superior. Es decir poseer una pericia refinada al momento del pinchazo y la habilidad para tomar velozmente la linea, no perder la tension necesaria para mantener la captura. Pasaban los escasos minutos de la hora magica.... no habian saltos, no habian euforias, solamente el viento que persistia.



De pronto uno de los piques logra ser retenido. Era el de Sergio. A los metros observabamos la caña #5 arqueada constantemente. El recogia rapidamente con la vara en alto. Su captura fue de unos 500 gr. de una vivaz trucha Arco Iris. El engaño una Dragon Olive con green legs. Fue trabajada muy abajo, con tironcitos de 0,15 metros secuenciales y lentos. El exito de la captura en
Sergio fue quizas, la concentracion que logra al monemento de la clavada, la sensibilidad en sus manos y la calidad de los reflejos tipica de un galeno cirujano.


Esa cualidad hizo esa tarde el vencedorde nuestro equipo. Vencio el running ascendente de una trucha chica, fuerte y agil. Si analizamos la tecnica de recogimiento: la linea de hundimiento que utilizo, le permitio crear menos arco de flecha en la linea. Esto fue escencial al momento de clavar, recoger y tensar.
Los que clavamos y no capturamos, los que no tivimos piques, los que salimos a disfrutar de la natacion.....nuestra camarada Arco Iris nos enseño algo olvidado por su escaces de frecuencia en las salidas en los ambitos mendocinos...como vencer el running ascendente.

Los factores que más influyen en el éxito de la jornada de pesca en aguas quietas son la selección adecuada del patrón y la presentación precisa, llevando este patrón al lugar adecuado, dándole el efecto dinámico que los peces andan buscando, pero el running ascendente cambia el escenario poniéndonos a prueba una vez engañada y pinchada la trucha, evaluandonos en la etapa del recogimiento.
Como conclusion de esta salida de horas al Dique Potrerillos: cuando se produce un running ascendente, debemos utilizar una linea de hundimiento que no produzca flechas que retarden la captura y la tension de la linea.


Autor: Jorge Aguilar Rech.
Colaboradores y grandes pescadores: Sergio Barbera, Juan Carlos Salvador, Alejandro Poblete y "Bichon Fly " Facundo Poblete.